Your browser does not support javascript:   Search for gard hereSearch for news-and-events here.

Diseases

Genetic and Rare Diseases Information Center (GARD)

Print friendly version

Fabry disease


Other Names for this Disease
  • Alpha-galactosidase A deficiency
  • Anderson-Fabry disease
  • Angiokeratoma corporis diffusum
  • Angiokeratoma, diffuse
  • Ceramide trihexosidase deficiency
More Names
See Disclaimer regarding information on this site. Some links on this page may take you to organizations outside of the National Institutes of Health.

Overview



What is Fabry disease?

How is Fabry disease inherited?

How might Fabry disease be treated?

¿Qué es la enfermedad de Fabry?

¿Cuál es la causa de la enfermedad de Fabry?

¿Cuáles son las señales y síntomas de la enfermedad de Fabry?

¿Cómo se hace el diagnostico de la enfermedad de Fabry?

¿Cómo es el tratamiento de la enfermedad de Fabry?

¿Cómo es el pronóstico de los afectados con la enfermedad de Fabry?

¿Cómo es la herencia de la enfermedad de Fabry?


What is Fabry disease?

Fabry disease is an inherited disorder that results from the buildup of a particular type of fat in the body's cells and affects many parts of the body. Signs and symptoms may include episodes of pain, particularly in the hands and feet (acroparesthesias); clusters of small, dark red spots on the skin called angiokeratomas; a decreased ability to sweat (hypohidrosis); cloudiness of the front part of the eye (corneal opacity); and hearing loss. Potentially severe complications can include progressive kidney damage, heart attack, and stroke. Milder forms of the disorder may appear later in life and affect only the heart or kidneys. Fabry disease is caused by mutations in the GLA gene and is inherited in an X-linked manner.[1] Treatment may include enzyme replacement therapy (ERT); pain medications, ACE inhibitors; and chronic hemodialysis or renal transplantation for end stage renal disease.[2]
Last updated: 7/28/2011

How is Fabry disease inherited?

Fabry disease is inherited in an X-linked pattern, which means that the gene that causes the condition is located on the X chromosome.  In males (who have only one X chromosome), one mutated copy of the gene is enough to cause symptoms of the condition.  Because females have two copies of the X chromosome, one mutated copy of the gene in each cell usually leads to less severe symptoms in females than in males, or may cause no symptoms at all.  [3]
Last updated: 7/28/2011

How might Fabry disease be treated?

Management for Fabry disease may include treatment of specific signs and symptoms as well as prevention of secondary complications.

Treatment for acroparesthesias (pain in the extremities) may include diphenylhydantoin and/or carbamazepine to reduce the frequency and severity of pain crises; or gabapentin, which has also been shown to improve pain.[4]

Renal insufficiency may be treated with ACE inhibitors. Experts recommend ACE inhibitors for all individuals with evidence of kidney involvement, especially to reduce protein in the urine (proteinuria). Chronic hemodialysis and/or renal transplantation have become lifesaving procedures for affected individuals. The transplanted kidney remains free of the harmful fatty substance (glycosphingolipid) deposition. Therefore, successful renal transplantation corrects the renal function. Transplantation of kidneys from carriers for Fabry disease should be avoided because these kidneys may already be affected. All potential donors that are relatives of the affected individual should be evaluated for their genetic status to make sure they are not affected or a carrier.[4]

Enzyme replacement therapy (ERT) is generally used to improve some of the the signs and symptoms associated with Fabry disease and to stabilize organ function. Experts have recommended that ERT be started as early as possible in all males with Fabry disease (including children and those with end stage renal disease (ESRD) undergoing dialysis and renal transplantation) and in female carriers that are significantly affected. All of these individuals are at high risk for cardiac, cerebrovascular (interruption of blood supply to the brain), and neurologic complications, such as transient ischemic attacks and strokes. The role of ERT in the long-term prevention of renal, cardiac, and central nervous system (CNS) involvement is unproven; however, because ERT can stabilize organ function in individuals with more advanced disease, some have suggested starting ERT in early disease stages. This might include starting ERT when an individual is asymptomatic.[4]

Prevention of complications such as renovascular disease (conditions affecting the blood vessels of the kidneys), ischemic heart disease, and cerebrovascular disease in affected individuals is generally the same as for the general population. Measures taken may include ACE inhibitors and/or ARB drugs for proteinuria or albuminemia (high levels of albumin in the blood); blood pressure control; and cholesterol control. Aspirin and other medications may be recommended for the prevention of stroke.[4]

Surveillance may include yearly or more frequent renal function studies, yearly cardiology evaluation, and yearly hearing evaluation.[4]
Last updated: 8/2/2011

¿Qué es la enfermedad de Fabry?

La enfermedad de Fabry es un trastorno hereditario que resulta en la acumulación de un tipo particular de grasa en las células del cuerpo y afecta muchas partes del cuerpo. Las señales y síntomas pueden incluir episodios de dolor, sobre todo en las manos y los pies (acroparestesias);  pequeñas manchas rojas oscuras en la piel llamada angioqueratomas; secreción disminuida de sudor (hipohidrosis);opacidad de la cornea (cataratas) y pérdida de la audición. Puede haber complicaciones potencialmente graves cuando hay envolvimiento de órganos internos como el riñón, el corazón o el cerebro resultando en daño renal progresivo, ataques cardíacos y ataques cerebrales (accidentes cerebrovasculares). Las formas más leves de la enfermedad pueden ser evidentes únicamente en edades más avanzadas y afectan sólo el corazón o los riñones.[5][6]
Last updated: 5/9/2012

¿Cuál es la causa de la enfermedad de Fabry?

La enfermedad de Fabry es causada por mutaciones en el gen GLA. Este gen contiene instrucciones para la fabricación de una enzima llamada alfa-galactosidasa A. Esta enzima es activa en los lisosomas, que son estructuras  localizadas dentro de las células y que sirven como centros de reciclaje.  La enzima alfa-galactosidasa A es responsable por la degradación de una sustancia grasa llamada globotiaosilceramida (GL-3). Las mutaciones en el gen GLA alteran la estructura y función de la enzima. Como resultado, globotriaosilceramida se acumula dentro de las células de todo el cuerpo, particularmente células de los vasos sanguíneos de la piel y células de los riñones, del corazón y del sistema nervioso. La acumulación progresiva de esta sustancia dentro de las células lleva al daño de las células y de los órganos resultando en las señales y síntomas característicos de la enfermedad de Fabry.

Si la mutación del gen GLA resulta en la ausencia de la actividad de alfa-galactosidasa A  el afectado presentara la forma clásica y severa de la enfermedad de Fabry. Las mutaciones que disminuyen pero no eliminan totalmente la actividad de la enzima, por lo general resultan en formas  más leves o de aparición tardía de la enfermedad de Fabry.[5]
Last updated: 5/9/2012

¿Cuáles son las señales y síntomas de la enfermedad de Fabry?

La enfermedad de Fabry se puede manifestar como una forma clásica (en los hombres afectados que tengan menos de 1% de actividad de la enzima Gal A) o como formas variantes de la enfermedad (hombres afectados que tengan más de 1% de actividad de la enzima Gal A), que pueden ser subdivididas en dos formas variantes: variantes cardiacos y variantes renales.[6]

Forma clásica de la enfermedad de Fabry
El inicio de las señales y síntomas es común en la infancia o adolescencia  y puede incluir:[6]

 Formas atípicas (hombres con más de 1% de la actividad de la enzima α-Gal A)

  • Variante cardiaco: Usualmente presente en la sexta a octava década de vida y se manifiesta como hipertrofia del ventrículo izquierdo, insuficiencia mitral y/o cardiomiopatía y aumento de proteína en la orina (proteinuria);
  • Variante renal, asociada a insuficiencia renal terminal sin lesiones de piel y sin dolor.
Las mujeres portadoras pueden ser totalmente asintomáticas, pero más comúnmente tienen la forma clásica de forma leve y con mejor prognóstico.  En raras ocasiones pueden ser severamente afectadas.[6]
Last updated: 5/9/2012

¿Cómo se hace el diagnostico de la enfermedad de Fabry?

En los hombres, el método más eficiente y confiable para diagnosticar la enfermedad de Fabry es un examen de sangre para la demostración de la deficiencia de la actividad enzimática de  α-galactosidasa  (α-Gal A) en el plasma, leucocitos, lágrimas o fibroblastos de la piel.

En las mujeres la medición de la actividad enzimática de  α-Gal no es confiable porque, aunque la demostración de la disminución de la actividad enzimática de α-Gal es un diagnóstico del estado de portador, muchas mujeres portadoras tienen actividad normal de α-Gal.

Los estudios genéticos que identifican la mutación en el gen GLA son positivos en aproximadamente 100% de los varones afectados y constituyen el método más fiable para el diagnóstico de mujeres portadoras.[6]

Haga clic aquí para ver la lista de los laboratorios que ofrecen el teste genético de la enfermedad de Fabry.
Last updated: 5/9/2012

¿Cómo es el tratamiento de la enfermedad de Fabry?

El tratamiento es dirigido para las señales y síntomas específicos y para la prevención de complicaciones secundarias.
  • Para el tratamiento del dolor en las extremidades (acroparestesias) se usan difenilhidantoína, carbamazepina o gabapentina que son eficaces para reducir la frecuencia y la severidad de las crisis de dolor.[6] 
  • Inhibidores de la enzima conversora de angiotensina,  son recomendados en todos los individuos con evidencia de insuficiencia renal, especialmente útiles para reducir la cantidad de proteína en la orina (proteinuria). 
  • Trasplante renal, que es una cirugía curativa para el daño renal, ya que corrige definitivamente la función renal pero no detiene la progresión de la enfermedad en otros órganos. 
  • Es importante evaluar cuidadosamente  a los donantes potenciales del riñón, especialmente si se trata de parientes del individuo afectado, para determinar si son portadores de la mutación ya que en este caso, los riñones pueden estar afectados.[6] 
  • El tratamiento de reposición enzimática es generalmente utilizado para obtener mejora de algunas señales y síntomas asociados con la enfermedad de Fabry y para estabilizar la función de los órganos.  Se recomienda que la reposición enzimática se inicie lo más temprano posible en los afectados del sexo masculino (incluyendo niños y pacientes en estado terminal de enfermedad renal que estén siendo tratados con diálisis o que sean sometidos a trasplante renal) y en mujeres portadoras que presenten señales o síntomas significativos.  Todavía no se ha determinado si la reposición enzimática es útil para prevenir complicaciones renales, cardiacas o del sistema nervioso central pero se sabe que esta medicación estabiliza la función de los órganos cuando la enfermedad esta avanzada.  Debido a esto, algunos estudiosos recomiendan iniciar la reposición enzimática en los estadios iniciales de la enfermedad, incluyendo los afectados que no presenten ninguna señal o síntoma.[6] 
  • Otras medidas para prevención de las complicaciones renales, cardiacas y cerebrovasculares incluyen medicamentos como inhibidores de la enzima conversora de angiotensina,  para controlar la proteinuria o albuminemía (presencia de proteína en la sangre), controlar la presión arterial y medicamentos para disminuir el colesterol.  Se recomienda el uso de aspirina y medicaciones similares para prevenir el infarto.[6]

Los individuos afectados deben ser evaluados anualmente, o de forma más frecuente, con exámenes completos de la función renal, cardiaca y de audición.Los afectados deben ser acompañados por una equipe medica multidisciplinar que incluya médicos generales o pediatras con experiencia en la enfermedad de Fabry, especialistas en genética y si necesario, de acuerdo a los síntomas del afectado, médicos neurólogos, cardiólogos, nefrólogos, oftalmólogos, otorrinolaringólogos y otros.

Last updated: 5/10/2012

¿Cómo es el pronóstico de los afectados con la enfermedad de Fabry?

El pronóstico para los pacientes con enfermedad de Fabry ha mejorado con el uso más generalizado de técnicas médicas avanzadas, tales como la hemodiálisis y trasplante renal. La terapia de reemplazo enzimático ha demostrado resultados favorables en la modificación de complicaciones a largo plazo de la enfermedad de Fabry. El tratamiento precoz con reposición enzimática para evitar daños irreversibles a los órganos parece razonable y su uso es recomendado para un mejor pronóstico. [7]
Last updated: 5/9/2012

¿Cómo es la herencia de la enfermedad de Fabry?

La enfermedad de Fabry se hereda de forma recesiva ligada al cromosoma X, lo que significa que el gen que causa la enfermedad se encuentra en el cromosoma X. En los hombres (que sólo tienen un cromosoma X) una copia del gen mutado es suficiente para causar los síntomas de la enfermedad. Debido a que las mujeres tienen dos copias del cromosoma X en sus células, una copia del gen mutado  por lo general produce síntomas menos severos que en los hombres (o no causa ningún síntoma), ya que tienen una copia del gen normal en cada célula (las mujeres son “portadoras” de la mutación)  que contrabalancea los efectos del gen anormal.[5][7]
Last updated: 5/9/2012

References
  1. Fabry disease. Genetics Home Reference. March 2007; http://ghr.nlm.nih.gov/condition/fabry-disease. Accessed 7/28/2011.
  2. Atul Mehta, Derralynn A Hughes. Fabry Disease. GeneReviews. March 10, 2011; http://www.ncbi.nlm.nih.gov/books/NBK1292/. Accessed 7/28/2011.
  3. Fabry disease. Genetics Home Reference (GHR) Web site. March 2007; http://ghr.nlm.nih.gov/condition=fabrydisease. Accessed 4/14/2009.
  4. Atul Mehta, Derralynn A Hughes. Fabry Disease. GeneReviews. March 10, 2011; http://www.ncbi.nlm.nih.gov/books/NBK1292/. Accessed 8/2/2011.
  5. Fabry disease. Genetics Home Reference. March, 2007; http://ghr.nlm.nih.gov/condition/fabry-disease. Accessed 5/4/2012.
  6. Mehta A & Hughes DA. Fabry Disease. Gene Reviews. March, 2011; http://www.ncbi.nlm.nih.gov/books/NBK1292/ . Accessed 5/4/2012.
  7. Banikazemi M . Genetics of Fabry Disease. Medscape Reference. http://emedicine.medscape.com/article/951451-overview. Accessed 5/4/2012.