Síndrome de Proteus



El síndrome de Proteus se caracteriza por un crecimiento excesivo de una parte o porción del cuerpo. El crecimiento es asimétrico, lo que significa que afecta a los lados derecho e izquierdo del cuerpo de manera diferente. Los recién nacidos con síndrome de Proteus pueden no tener ningún síntoma o tener pocos síntomas de la enfermedad. El crecimiento excesivo se comienza a notar entre las edades de 6 y 18 meses, y se hace más severo con la edad. Puede resultar en diferencias en la apariencia y con el tiempo, en un mayor riesgo de coágulos de sangre y tumores. Algunas personas con el síndrome de Proteus tienen anomalías neurológicas, incluyendo discapacidad intelectual, convulsiones, y pérdida de la visión, así como características faciales distintivas.[1] El síndrome de Proteus es causado por un cambio (mutación) en el gen AKT1. No se hereda, sino que ocurre como una mutación aleatoria en una célula del cuerpo de un bebé que se está desarrollando durante el embarazo. La mutación del gen AKT1 afecta sólo a una parte de las células del cuerpo.[2] Esta es la razón por la que sólo algunas partes o regiones del cuerpo son afectadas y por qué las personas con síndrome de Proteus pueden ser muy diferentes entre sí. El manejo de la condición a menudo requiere un equipo de especialistas con experiencia en este síndrome y de sus complicaciones.[3][4]
Última actualización: 3/2/2017

El síndrome de Proteus es causado por cambios (mutaciones) en el gen AKT1. Estas mutaciones no son heredadas, sino que se originan al acaso en una célula del embrión durante las primeras etapas de desarrollo antes del nacimiento. A medida que las células continúan creciendo y dividiéndose, algunas células tendrán la mutación y otras no. Por lo tanto, las personas con el síndrome de Proteus tienen un gen AKT1 alterado sólo en algunas de sus células. Esta mezcla de células con y sin una mutación genética se conoce como mosaicismo.[1] El gen AKT1 tiene las instrucciones para hacer una proteína que ayuda en la regulación del crecimiento, de la división (proliferación), y de la muerte de las células. Cuando el gen AKT1 esta alterado hace una proteína anormal. La mutación en el gen AKT1 es denominada "c. 49G> A, p.Glu17Lys", y es un tipo de mutación “activadora”. Esto significa que el gen AKT1 tiene un "error ortográfico" que resulta en una proteína anormalmente activa. Se cree que esta proteína cuando está demasiado activa aumenta las tasas de crecimiento celular y hace que las células continúen dividiéndose sin que mueran cuando naturalmente lo harían. El aumento de la proliferación celular en algunos tejidos y órganos resulta en las características del síndrome como el crecimiento anormal y el riesgo aumentado de desarrollar tumores.[1][2][4]
Última actualización: 3/2/2017

El diagnóstico del síndrome de Proteus se basa en criterios clínicos que incluyen tres características generales y una lista específica de síntomas. Se puede identificar una mutación en el gen AKT1 en más del 90% de las personas que cumplen los criterios diagnósticos.

Hay tres características generales que deben estar presentes para que los médicos consideren un diagnóstico del síndrome de Proteus:[2]
  1. Distribución en mosaico: Esto significa que sólo algunas partes del cuerpo muestran signos de crecimiento excesivo mientras que otras áreas no se ven afectadas.
  2. Ocurrencia esporádica: Esto significa que nadie más en la familia de la persona afectada tiene características similares de este crecimiento excesivo.
  3. Curso progresivo: Esto significa que el crecimiento excesivo altera la apariencia de las partes afectadas del cuerpo cada vez más con el pasar del tiempo, o que nuevas áreas de crecimiento excesivo aparecen con el tiempo.

Si una persona tiene estas tres características generales además de algunas características específicas, los médicos pueden considerar el diagnóstico del síndrome de Proteus. Las características específicas se agrupan en tres categorías: A, B y C. Un diagnóstico de síndrome de Proteus requiere que las tres características generales estén presentes además de una característica de la Categoría A, o dos características de la Categoría B o tres características de la Categoría C:[2][4][5]

Categoría A:

  •  Nevus del tejido conjuntivo cerebriforme, que es una lesión que se caracteriza por surcos profundos y giros visibles en la superficie del cerebro.

Categoría B:

  • Parches de piel causados por un crecimiento excesivo de células en la capa más externa de la piel (nevus epidérmico lineal)
  • Crecimiento excesivo asimétrico y desproporcionado (por lo menos uno de los siguientes):
    • Miembros
    • Cráneo (que se muestra espesado, lo que se conoce como hiperostosis craneal)
    • Conducto auditivo externo (hiperostosis del conducto auditivo)
    • Huesos de las vertebras    
    • Vísceras : bazo / timo
  • Tumores específicos antes de tener 20 años de edad
    • Cistoadenoma ovárico bilateral (un tipo de tumor benigno en el ovario)
    • Adenoma monomórfico parotídeo (un tumor benigno en la glándula salival).
Categoría C
  • Crecimiento de gordura o distribución anormal (disregulacion) de la grasa (cualquiera de los siguientes):
    • Tumores grasos (lipomas)
    • Falta de grasa debajo de la piel (lipohipoplasia regional)
  • Malformaciones vasculares (Diferencias en los vasos sanguíneos, venas o capilares, o vasos del sistema inmunológico, vasos linfáticos), incluyendo uno de los siguientes:
    • Malformación capilar
    • Malformación venosa                                                                                
    • Malformación linfática
    • Bulla de pulmón (cuando los sacos de aire que forman el pulmón están vacíos como si fueran burbujas, que resultan en que el pulmón no funcione bien)
  • Características faciales (todas las siguientes):
    • Cabeza larga y estrecha (Dolicocefalia)
    • Cara larga
    • Fisuras de los parpados inclinadas para bajo y / o párpados caídos (ptosis)
    • Puente de la nariz deprimido
    • Nariz ancha con las narinas bien visibles  
    • Boca abierta cuando se está durmiendo
Última actualización: 3/2/2017

Cada persona con el síndrome de Proteus tiene diferentes necesidades médicas que requieren un tratamiento individualizado. Muchos pacientes con el síndrome de Proteus son seguidos por varios especialistas como un genetista, un pediatra, un dermatólogo, y otros.[2]

El tratamiento del sobrecrecimiento incluye procedimientos ortopédicos para retrasar o detener el crecimiento óseo lineal y la corrección de deformidades esqueléticas tales como escoliosis. Se sugiere la intervención temprana con la educación especial para mejorar los retrasos en el desarrollo. Debido a que cualquier órgano o tejido puede ser afectado, la persona afectada debe ser monitorizada para cualquier posible complicación. Las conductas recomendadas incluyen la monitorización y el tratamiento de problemas vasculares, como el coágulo sanguíneo (trombo) que se forma dentro de una vena (trombosis venosa) y el bloqueo de una arteria pulmonar por un coágulo sanguíneo (embolia pulmonar), monitoreo y tratamiento de la enfermedad pulmonar, y monitoreo rutinario de los problemas de la piel, especialmente de las lesiones conocidas como nevus cerebriforme.[5]

Última actualización: 3/2/2017

Los grupos de apoyo y las organizaciones de ayuda pueden ser de utilidad para conectarse con otros pacientes y familias, y pueden proporcionar servicios valiosos. Muchos proporcionan información centrada en el paciente, e impulsionan la investigación para desarrollar mejores tratamientos y para encontrar posibles curas. Pueden ayudar a encontrar estudios de investigación, y otros recursos y servicios relevantes. Muchas organizaciones también tienen asesores medicos expertos o pueden proporcionar listas de médicos y/o clínicas. Visite el sitio en la red del grupo que le interese o póngase en contacto con ellos para conocer los servicios que ofrecen. Recuerde que la inclusión en esta lista no representa un aval de GARD.

Sitios o Redes Sociales en la Internet

Organizaciones de Apoyo General


Estos recursos proporcionan más información sobre esta condición o de los síntomas asociados. Los recursos en la sección “Información detallada” contiene lenguaje médico y científico que puede ser difícil de entender. Es posible que desee revisar esta información con un médico.

Información Detallada

  • Orphanet es una base de datos europea de aceso gratuito en la red sobre enfermedades raras y medicamentos huérfanos. Contiene enciclopedias médicas y un directorio de servicios especializados como servicios médicos, laboratorios, proyectos de investigación y asociaciones de pacientes.

  1. Proteus syndrome. Genetics Home Reference (GHR). June 2012; http://ghr.nlm.nih.gov/condition/proteus-syndrome. Accessed 5/12/2014.
  2. Newly Diagnosed. Proteus Syndrome Foundation. http://www.proteus-syndrome.org/newly-diagnosed.html.
  3. Biesecker L. The challenges of Proteus syndrome: diagnosis and management. European Journal of Human Genetics. 2006; 14:1151-1157. http://www.nature.com/ejhg/journal/v14/n11/pdf/5201638a.pdf. Accessed 9/28/2011.
  4. Barry M. Proteus syndrome. Medscape Reference. February, 2016; http://emedicine.medscape.com/article/948174.
  5. Biesecker LG & Sapp JC.. Proteus syndrome. GeneReviews. August 9, 2012; https://www.ncbi.nlm.nih.gov/books/NBK99495/.