Acondroplasia



La acondroplasia es un grupo de enfermedades del crecimiento óseo que impide el cambio normal de cartílago (particularmente en los huesos largos de los brazos y las piernas) al hueso conocidas como condrodisplasias. Se caracteriza por enanismo, rango de movimiento limitado en los codos, tamaño de la cabeza grande (macrocefalia), dedos pequeños e inteligencia normal, aunque puede haber retraso del desarrollo en el comienzo.[1][2][3][4] La acondroplasia puede causar complicaciones de salud como interrupciones breves de la respiración (apnea), obesidad, infecciones recurrentes del oído, una curva exagerada hacia adentro de la columna lumbar (lordosis). Los problemas más graves incluyen un estrechamiento del canal medular, que puede comprimir la parte superior de la médula espinal (estenosis espinal) y resultar en acumulación de líquido en el cerebro (hidrocefalia).[1][2][3] La acondroplasia es causada por mutaciones en el gen FGFR3. La herencia es autosómica dominante.[1][2] El tratamiento puede incluir medicamentos como hormona de crecimiento y cirugía dirigida a corregir los problemas de la columna vertebral, u otros problemas óseos, así como reducir la presión dentro del cerebro en casos de hidrocefalia.[2] El pronóstico con acondroplasia es bueno excepto en casos de compresión espinal en el cuello.[3]
Última actualización: 12/20/2017

Las enfermedades relacionadas son afecciones que tienen signos y síntomas similares. Un proveedor de servicios de salud puede considerar estas condiciones en la tabla siguiente al hacer un diagnóstico. Tenga en cuenta que la tabla puede no incluir todas las posibles condiciones relacionadas con esta enfermedad.

Condiciones con signos y síntomas similares de Orphanet
Differential diagnoses include hypochondroplasia, thanatophoric dwarfism (types I and II), and SADDAN.
Visit the Orphanet disease page for more information.

Las señales y síntomas de la acondroplasia incluyen:[5][4][6][1][2]
  • Baja estatura: Los afectados con acondroplasia tienen baja estatura. La estatura media de los varones adultos es de 131 ± 5.6 cm y de las mujeres adultas es de 124 ± 5.9 cm. 
  • Cabeza desproporcionalmente grande
  • Dismofismo facial con nariz deprimida en forma de "silla de montar" y frente  prominente
  • Curvaturas anormalmente acentuadas de la columna como cifosis y lordosis lumbar
  • Tronco de tamaño normal con brazos y piernas cortos (especialmente en los brazos y muslos (rizomelia) con piernas arqueadas
  • Manos pequeñas con dedos en forma de tridente
  • Alteraciones características vistas en la radiografía como anormalidades de los cuerpos vertebrales (estrechamiento de la distancia interpedicular de las vertebras lumbares inferiores, forma anormal) y de los huesos largos (terminaciones de los huesos muy anchas)
  • Hipotonía discreta
  • Desenvolvimiento motor un poco lento en el comienzo pero que después se normaliza
  • Inteligencia usualmente normal
  • Intolerancia a la glucosa e hidrocefalia secundaria al estrechamiento del orificio en que la médula espinal entra en la cabeza (foramen magno)
  • Complicaciones medulares que pueden estar presentes en 46% de los casos
Última actualización: 12/20/2017

La acondroplasia es causada por mutaciones en el gen FGFR3.[1][2] Este gen proporciona instrucciones para hacer una proteína que participa en el desarrollo y mantenimiento del tejido óseo y cerebral. Dos mutaciones específicas en el gen FGFR3 son responsables de casi todos los casos de acondroplasia. Los investigadores creen que estas mutaciones causan que la proteína FGFR3 sea demasiado activa, lo que interfiere con el desarrollo esquelético y resulta en las alteraciones en el crecimiento óseo observadas en la acondroplasia.[1]
Última actualización: 12/20/2017

Los hermanos o familiares de personas con acondroplasia que son de estatura normal no tienen riesgo aumentado de tener un hijo con acondroplasia. [7]

La acondroplasia es causada, en el 97% de los casos, por una mutación en el gen FGFR3. Cuando esta mutación es heredada, la forma de herencia es autosómica dominante, lo cual significa que si un niño recibe el gen defectuoso de uno de los padres, desarrollará el trastorno. [8]

Los que tienen un mayor riesgo de tener un hijo con acondroplasia son personas que tienen la enfermedad o personas que ya han tenido un hijo con acondroplasia (casos en que la probabilidad es muy pequeña). [7]

Si uno de los padres presenta acondroplasia, el bebé tiene un 50% de probabilidad de heredar el trastorno. Si ambos padres tienen la enfermedad, las probabilidades de que el bebé resulte afectado aumentan al 75%. [9]

La acondroplasia aparece como una mutación espontánea, que ocurre por azar en cada veinte mil nacimientos aproximadamente. Alrededor del 90% de los niños con acondroplasia no tienen historia de ella en sus familias. Debido a esto, la mayoría de los casos aparecen como mutaciones espontáneas, lo que quiere decir que dos progenitores que no tengan acondroplasia pueden engendrar un bebé con la enfermedad con una probabilidad de 1 en cada 20 mil nacimientos. [9][10]

La asesoría genética puede ser útil para los futuros padres cuando uno de los dos o ambos son acondroplásicos. [9][10]
Última actualización: 3/20/2014

La herencia es autosómica dominante. La mayoría (90%) de los casos son mutaciones nuevas (de novo). La penetrancia del gen es completa lo que significa que si la persona tiene la mutación se tienen los síntomas de la enfermedad. Parece ser un poco más frecuente en casos en que la edad paterna es avanzada (> de 36 años). 
Última actualización: 12/20/2017

Si hay una preocupación con acondroplasia se recomienda realizar ultrasonograma para el diagnóstico prenatal.  El ultrasonograma se realiza de forma seriada comenzando en el segundo trimestre pues antes de este las alteraciones características pueden no ser evidentes. [6] El diagnostico genético molecular es hecho en el liquido amniótico, a través de amniocentesis, que es un procedimiento invasivo, pero actualmente se puede hacer el diagnóstico prenatal a través de estudio del plasma materno para detectar un feto que tenga el gen mutante.[11][12]

Es importante que el diagnóstico clínico y radiológico de acondroplasia sea confirmado con estudios genéticos moleculares para distinguir la acondroplasia de otras formas de enanismo, para planear el tratamiento y para el consejo genético. [13]
Última actualización: 2/20/2014

El tratamiento puede incluir:[2][6]
  • Medicación con hormona de crecimiento que puede mejorar el crecimiento óseo, especialmente durante el primer año de uso por lo que se recomienda iniciarlo a la edad de 1-6 años para lograr el máximo beneficio de crecimiento
  • Cirugía con procedimientos para derivación ventriculoperitoneal en caso de un aumento de la presión dentro del cráneo
  • Descompresión suboccipital para descomprimir los nervios que salen de la medula espinal a nivel de la unión de cráneo con la columna cervical (unión craneocervical)
  • Retirada del adenoides y de las amígdalas, aplicar presión positiva en la vía aérea y, en raras ocasiones, traqueotomía para corregir la apnea obstructiva del sueño
  • Tratamiento de las infecciones de oído
  • Cirugía para corregir la estenosis espinal en adultos sintomáticos
  • Cirugía para alargamiento de las piernas, que pueden mejorar una mejora de más o menos 10 cm en la longitud del brazo y de 18 cm de la longitud de las piernas, pero que puede ser complicado, y envolver varios procedimientos; el uso de un dispositivo de alargamiento llamado Orthofix Garches, junto con la tenotomía del tendón de Aquiles, y el alargamiento del hueso tibia (de la pierna) en lugar del alargamiento del fémur (el hueso del muslo) parece tener menos complicaciones
  • Apoyo educativo en socialización y ajuste escolar
Las recomendaciones para el manejo de niños con acondroplasia según la American Academy of Pediatrics incluyen: [2]
  • Monitoreo de la altura, el peso y la circunferencia de la cabeza usando curvas de crecimiento estandarizadas para la acondroplasia
  • Medidas para evitar la obesidad comenzando en la primera infancia
  • Exámenes neurológicos cuidadosos, con derivación a un neurólogo pediátrico según sea necesario y exámenes de imágenes de la cabeza
  • Estudios del sueño cuando sea necesario
  • Estudios de la columna si hay debilidad del tronco
  • Consulta con un ortopedista pediátrico si hay problemas para andar debido al arqueamento de las piernas
  • Tratamiento de las infecciones frecuentes del oído medio
  • Evaluación del habla más o menos a la edad de dos años
  • Control cuidadoso del ajuste social
Última actualización: 12/20/2017

Los grupos de apoyo y las organizaciones de ayuda pueden ser de utilidad para conectarse con otros pacientes y familias, y pueden proporcionar servicios valiosos. Muchos proporcionan información centrada en el paciente, e impulsionan la investigación para desarrollar mejores tratamientos y para encontrar posibles curas. Pueden ayudar a encontrar estudios de investigación, y otros recursos y servicios relevantes. Muchas organizaciones también tienen asesores medicos expertos o pueden proporcionar listas de médicos y/o clínicas. Visite el sitio en la red del grupo que le interese o póngase en contacto con ellos para conocer los servicios que ofrecen. Recuerde que la inclusión en esta lista no representa un aval de GARD.

Organizaciones de Apoyo para esta Enfermedad

Sitios o Redes Sociales en la Internet

  • La Federación Chilena de Enfermedades Raras (FECHER) es un grupo de apoyo en Facebook para los afectados con enfermedades raras.
  • RareConnect fue creada por EURORDIS y NORD con el objetivo de que individuos y familiares afectados por enfermedades raras puedan conectarse con otras personas en varios lugares del mundo y puedan compartir sus experiencias y encontrar información y recursos relevantes.

Organizaciones de Apoyo General


Estos recursos proporcionan más información sobre esta condición o de los síntomas asociados. Los recursos en la sección “Información detallada” contiene lenguaje médico y científico que puede ser difícil de entender. Es posible que desee revisar esta información con un médico.

Comience por aquí

  • MedlinePlus brinda información detallada, confiable y actualizada acerca de esta enfermedad, su señales, o sus síntomas en un lenguaje fácil de leer. Visite el enlace para leer sobre la(s) causa(s), los síntomas, pruebas y exámenes, tratamiento, pronóstico, y más.

Información Detallada

  • Online Mendelian Inheritance in Man (OMIM) es un catálogo en línea de los genes humanos y trastornos genéticos. Cada página específica tiene un resumen con la información que se ha publicado en revistas médicas. Aunque esta base de datos está diseñada para profesionales, OMIM puede ser útil para todos aquellos que buscan una información completa. Debido a que la información contenida en OMIM es compleja, es posible que necesite discutirla con un profesional médico. Los resúmenes están escritos en inglés, sin embargo tiene el recurso Google Translate para traducir la información a otros lenguajes.
  • Orphanet es una base de datos europea de aceso gratuito en la red sobre enfermedades raras y medicamentos huérfanos. Contiene enciclopedias médicas y un directorio de servicios especializados como servicios médicos, laboratorios, proyectos de investigación y asociaciones de pacientes.

  1. Achondroplasia. Genetics Home Reference. May 2012; http://ghr.nlm.nih.gov/condition=achondroplasia.
  2. Pauli RM. Achondroplasia. GeneReviews. February 2012; http://www.ncbi.nlm.nih.gov/books/NBK1152/.
  3. Bacino CA. Achondroplasia. UpToDate. November 15, 2017; https://www.uptodate.com/contents/achondroplasia.
  4. Jones LK . Smith’s Recognizable Pattens of Human Malformations . California: WB Saunders Company Ltd; 1997;
  5. Horton WA & Hecht JT. Disorders involving transmembrane receptors. In: Kliegman RM, Behrman RE, Jenson HB & Stanton BF. Nelson Textbook of Pediatrics. Philadelphia, Pa: Saunders Elsevier Inc; 2007; Chap 694:
  6. Defendi GL. Genetics of Achondroplasia. Medscape Reference. 2016; http://emedicine.medscape.com/article/941280-overview.
  7. Pauli RM. Achondroplasia. GeneReviews. 2012; http://www.ncbi.nlm.nih.gov/books/NBK1152/. Accessed 8/18/2013.
  8. Horton WA & Hecht JT. Disorders involving transmembrane receptors. In: Kliegman RM, Behrman RE, Jenson HB & Stanton BF. Nelson Textbook of Pediatrics 19th ed. Philadelphia,: Pa: Saunders Elsevier; 2011; Chap 687.
  9. Acondroplasia. Fundacion Magar. http://www.acondroplasia.com/acondroplasia.htm. Accessed 8/18/2013.
  10. Acondroplasia. University of Maryland Medical Center. http://umm.edu/health/medical/spanishency/articles/acondroplasia. Accessed 8/18/2013.
  11. Saito H. Prenatal DNA diagnosis of a single gene disorders from maternal plasma. The Lancet. 2000; 356(9236):1170. http://linkinghub.elsevier.com/retrieve/pii/S0140673600027677. Accessed 3/7/2011.
  12. Parikh S & Batra P. Achondroplasia. Emedicine. 2009; http://emedicine.medscape.com/article/1258401-overview . Accessed 3/7/2011.
  13. Nahar R, Saxena R, Kohli S, Puri R & Verma IC. Molecular studies of achondroplasia. Indian J Orthop. 2009; 43:194-6.