La adrenoleucodistrofia ligada al cromosoma X (ALD-X) es una enfermedad genética que afecta el sistema nervioso y las glándulas suprarrenales (pequeñas glándulas encima del riñón). Las personas con esta enfermedad a menudo tienen una pérdida progresiva de la cubierta grasa (mielina) que rodea los nervios en el cerebro y la médula espinal. También pueden tener una escasez de ciertas hormonas que es causada por el daño a la capa externa de las glándulas suprarrenales (corteza suprarrenal). Esto se llama insuficiencia adrenocortical o enfermedad de Addison.[1] Existen tres tipos de X-ALD: una forma cerebral infantil, adrenomieloneuropatía (AMN), y un tipo en que hay solamente insuficiencia suprarrenal sin problemas neurológicos. La enfermedad afecta principalmente a los varones.[1]

La X-ALD es causada por una variación (mutación) en el gen ABCD1 y se hereda de forma ligada al cromosoma X. El diagnóstico de la enfermedad se basa en un examen en que se miden los niveles de unas sustancias llamadas ácidos grasos de cadena muy larga. El diagnóstico se puede confirmar con pruebas genéticas. Todavía no hay cura para X-ALD, pero tomar aceites especiales como el aceite de Lorenzo puede reducir los niveles de ácidos grasos de cadena muy larga en la sangre. El trasplante de médula ósea puede ser una opción para los niños que tienen evidencia de problemas cerebrales en la resonancia magnética, pero todavía no tienen síntomas obvios de la enfermedad y tienen un examen neurológico normal. La insuficiencia adrenocortical se trata con corticoides.[2]
Última actualización: 2/12/2018

Los síntomas de adrenoleucodistrofia X-ligada al cromosoma X (X-ALD) son muy variados. Hay tres formas principales que están presentes en aproximadamente el 90% o el 95% de las personas afectadas: tipo cerebral infantil (o conjunto de síntomas 1), tipo de adrenomieloneuropatía (AMN) (o conjunto de síntomas 2), y la forma de insuficiencia suprarrenal solamente (conjunto de síntomas 3). Existen otras formas menos comunes de la enfermedad, conocidas como formas 4-8.[1]

Forma cerebral infantil: Caracterizada por dificultad de aprendizaje y problemas de comportamiento que aparecen usualmente a los diez años edad y empeoran con el tiempo. Los señales y síntomas pueden incluir:[1][3][2][4]
  • Comportamiento agresivo 
  • Problemas de visión 
  • Comprometimiento de la función adrenal 
  • Alteraciones en el tonos muscular, especialmente espasmos musculares y rigidez 
  • Estrabismo 
  • Disminución de la comprensión de la comunicación verbal (afasia) 
  • Deterioro de la capacidad de escribir 
  • Dificultad en la escuela 
  • Dificultad en entender 
  • Sordera 
  • Hiperactividad 
  • Empeora de las funciones del sistema nervioso, coma, disminución del control motor fino, o parálisis 
  • Convulsiones 
  • Dificultades para tragar 
  • Perdida de la visión 
Forma de adrenomioloneuropatia (AMN): Caracterizada por desarrollo rigidez y debilidad en las piernas (paraparesia), problemas urinarios y genitales, y algún grado de disfunción cerebral. La mayoría de los afectados presentan insuficiencia adrenocortical. Los señales y síntomas pueden incluir:[1] 
  • Dificultad en controlar la orina 
  • Empeora de la debilidad muscular o de la rigidez 
  • Problemas para pensar o con la memoria visual 
Forma de insuficiencia suprarrenal solamente: Caracterizada por insuficiencia adrenocortical sin otras señales y síntomas.[1] La insuficiencia adrenocortical puede causar:[3]
  • Coma 
  • Apetito disminuido 
  • Aumento de la pigmentación de la piel 
  • Pérdida de peso 
  • Debilidad muscular 
  • Vómitos 
En 5% - 10% se pueden observar otras formas menos frecuentes de la enfermedad:[2][4]

  • Forma 4: Dolor de cabeza, aumento de la presión intracraneal, paralisia de de la mitad del cuerpo (hemiparesia), defecto del campo visual, trastornos del lenguaje (afasia) u otros signos de enfermedad cerebral localizada. El inicio suele ser entre la edad de cuatro y diez años, pero puede ocurrir en la adolescencia o, rara vez, en los adultos
  • Forma 5: Perturbación progresiva del comportamiento, demencia, y la parálisis en un adulto 
  • Forma 6: Problemas de coordinación progresivos en un niño o un adulto 
  • Forma 7: Anomalías urinarias e intestinales, impotencia sin otra neurológicas o alteraciones hormonales en hombres que tienen familiares afectados 
  • Forma 8: No hay evidencia de problemas neurológicos u hormonales
Aproximadamente el 20% de las mujeres que son portadoras desarrollan debilidad leve a moderada y espasticidad (rigidez) de las piernas (paraparesia espástica) en la mediana edad o después. La función suprarrenal suele ser normal.[2]
Última actualización: 2/12/2018

La adrenoleucodistrofia (ALD) ligada al X es causada por variantes (cambios o mutaciones) en el gen ABCD1. [1] Este gen produce una proteína llamada ALDP, que está envuelto en el transporte de moléculas (especialmente un tipo de gordura que son los ácidos grasos de cadena muy larga), destinadas a los peroxisomas que son sacos pequeños situados dentro de las células donde se procesan estas moléculas. 

Cuando hay mutaciones del gen ABCD1 la proteína no se produce y los ácidos grasos no son procesados, acumulándose dentro de los órganos y causando daños. Los altos niveles de ácidos grasos de cadena muy larga son especialmente dañinos para la corteza suprarrenal y para la cubierta de grasa (mielina) que rodea las células nerviosas del cerebro y la médula espinal.[1][2]
Última actualización: 2/12/2018

La adrenoleucodistrofia ligada a X (X-ALD) se puede sospechar de acuerdo a las señales  y síntomas de la enfermedad y se puede considerar en las cuatro situaciones siguientes:[2]
  • Niños con trastorno por déficit de atención (TDA) que también tienen problemas neurológicos
  • Hombres y jóvenes con problemas progresivos para caminar o coordinar movimientos
  • Varones con insuficiencia suprarrenal (enfermedad de Addison), incluso en ausencia de otros síntomas
  • Mujeres adultas con debilidad muscular progresiva o desgaste
Si se sospecha un diagnóstico de X-ALD, el análisis de sangre de ácidos grasos de cadena muy larga mostrando niveles elevados (en el 99% de los hombres) establece el diagnóstico. Las pruebas genéticas se pueden usar para confirmar el diagnóstico en casos en que los niveles de ácidos grasos no son capaces de confirmarlo. Después del diagnóstico, se puede hacer una resonancia magnética cerebral para determinar si el cerebro está afectado. Una resonancia magnética cerebral puede ser anormal incluso si los síntomas de la enfermedad no son muy graves.[2]
Última actualización: 2/12/2018

No existe cura para la adrenoleucodistrofia ligada a X (X-ALD).[1][5] El tratamiento depende de las señales y de los síntomas presentes en cada persona y puede incluir:[2][14049][3]
  • Corticoides, en caso de insuficiencia suprarrenal, que se utilizan para normalizar los niveles de hormonas
  • Terapia física, que puede ser útil para varones con la forma adrenomieloneuropatía de la enfermedad
  • Trasplante de médula ósea, que se recomienda únicamente para niños con afectación cerebral observada en la imagen de resonancia magnética cerebral, pero que solo tienen muy pocos hallazgos neurológicos o psicológicos y que tienen un examen neurológico clínico normal. Este tratamiento tiene muchos riesgos y no se recomienda en casos de síntomas neurológicos severos
  • Dieta baja en ácidos grasos de cadena muy larga
  • El aceite de Lorenzo (porque fueron descubiertos por una familia que tenía un hijo afectado llamado Lorenzo), que es un aceite especial que puede reducir los niveles sanguíneos de los ácidos grasos de cadena muy larga y es recomendado para niños que todavía no tienen síntomas de X-ALD. A pesar de no ser curativo este tratamiento puede ayudar a algunos pacientes. Sin embargo, este tratamiento es experimental, y el beneficio exacto del tratamiento no se ha demostrado definitivamente, aunque parece ralentizar la progresión de la enfermedad
Actualmente se están llevando a cabo ensayos clínicos que investigan el tratamiento con terapia génica y han demostrado cierto éxito inicial.[2][14050] Existen algunos estudios con nuevos medicamentos con 4-fenilbutirato y lovastatin.[6]

Para establecer el grado de la enfermedad en un niño diagnosticado con X-ALD se recomiendan consultar a un médico genetista y realizar las siguientes evaluaciones: [2] 

• Examen neurológico 
Resonancia magnética cerebral 
Pruebas de la función suprarrenal 

Es importante el apoyo psicológico y educativo de toda la familia, inicio precoz de terapia física, tratamiento de las complicaciones urológicas, y orientación profesional a la familia del afectado.
Última actualización: 2/12/2018

La investigación ayuda a entender mejor las enfermedades y puede conducir a avances en el diagnóstico y en el tratamiento. Esta sección proporciona recursos para obtener información sobre la investigación médica y las formas de participar.

Registro de Pacientes


Los grupos de apoyo y las organizaciones de ayuda pueden ser de utilidad para conectarse con otros pacientes y familias, y pueden proporcionar servicios valiosos. Muchos proporcionan información centrada en el paciente, e impulsionan la investigación para desarrollar mejores tratamientos y para encontrar posibles curas. Pueden ayudar a encontrar estudios de investigación, y otros recursos y servicios relevantes. Muchas organizaciones también tienen asesores medicos expertos o pueden proporcionar listas de médicos y/o clínicas. Visite el sitio en la red del grupo que le interese o póngase en contacto con ellos para conocer los servicios que ofrecen. Recuerde que la inclusión en esta lista no representa un aval de GARD.

Organizaciones de Apoyo para esta Enfermedad

Sitios o Redes Sociales en la Internet

Organizaciones de Apoyo General


Estos recursos proporcionan más información sobre esta condición o de los síntomas asociados. Los recursos en la sección “Información detallada” contiene lenguaje médico y científico que puede ser difícil de entender. Es posible que desee revisar esta información con un médico.

Información Detallada

  • Online Mendelian Inheritance in Man (OMIM) es un catálogo en línea de los genes humanos y trastornos genéticos. Cada página específica tiene un resumen con la información que se ha publicado en revistas médicas. Aunque esta base de datos está diseñada para profesionales, OMIM puede ser útil para todos aquellos que buscan una información completa. Debido a que la información contenida en OMIM es compleja, es posible que necesite discutirla con un profesional médico. Los resúmenes están escritos en inglés, sin embargo tiene el recurso Google Translate para traducir la información a otros lenguajes.

  1. X-linked adrenoleukodystrophy. Genetics Home Reference (GHR). July 2013; https://ghr.nlm.nih.gov/condition/x-linked-adrenoleukodystrophy.
  2. Steinberg SJ, Moser AB, and Raymond GV. X-linked Adrenoleukodystrophy. GeneReviews. April 9, 2015; http://www.ncbi.nlm.nih.gov/books/NBK1315/.
  3. Kwon JM. Neurodegenerative disorders of childhood. Kliegman RM, Behrman RE, Jenson HB, Stanton BF, eds. Nelson Textbook of Pediatrics. 19th ed.. Philadelphia, PA: Saunders Elsevier; 2011; Chap 592..
  4. Engelen M, Amorosi C & Kemp S. Datos sobre Adrenoleucodistrofia ligada al X. 2012; http://www.x-ald.nl/clinica-y-diagnostico/datos-sobre-adrenoleucodistrofia-ligada-al-x.
  5. Haldeman-Englert C. Adrenoleukodystrophy. MedlinePlus. October 27, 2015; http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/ency/article/001182.htm.
  6. Adrenoleukodistrophy. National Institute of Neurological Disorders and Stroke (NINDS). http://www.ninds.nih.gov/disorders/adrenoleukodystrophy/adrenoleukodystrophy.htm.
  7. Cartier N. Hematopoietic stem cell gene therapy with a lentiviral vector in X-linked adrenoleukodystrophy. Science. 2009 Nov 6; 326(5954):818-823. http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/19892975.